Siervas de María Ministras de los Enfermos

SOR DARÍA ANDIARENA SAGASETA

  Nació Sor Daría en Donamaría (Navarra), el día 5 de Abril de 1879, recibiendo las Aguas Bautismales al día siguiente, donde le fue impuesto el nombre de Engracia. Sus padres se esmeraron en darle una cristiana educación y muy pronto se vio el fruto de sus desvelos, con la colaboración de la gracia.

 

  A los 23 años, ingresó en el Instituto de las Siervas de María, el 9 de Noviembre de 1902, en la casa de San Sebastián, pasando a los pocos días al Noviciado de Madrid. Recibió el Santo Hábito el 19 de Abril de 1903, emitiendo sus Votos Temporales el 4 de Mayo de 1905, siendo destinada a la casa de Zaragoza, donde permaneció hasta 1910, ejerciendo nuestro hermoso ministerio de caridad junto a los enfermos, con celo e interés. Pasó luego a la casa de Ciudad Real y al año de estar allí, fue trasladada a Madrid emitiendo los Votos Perpetuos el 5 de Mayo de 1913.

  No tardó en enfermar de una úlcera de estómago, distinguiéndose durante todo el tiempo que le duró la afección, por su espíritu de humildad y mortificación.

  En el año 1922, se le destinó al Noviciado de Madrid con el cargo de Auxiliar, misión que desempeñó con grandísima edificación de todas, siendo un modelo de virtudes para las novicias; la caridad para con éstas era la de una madre, sacrificándose por todas, siempre que la necesidad lo pedía. Esta delicada misión la ejerció por espacio de ocho años, al cabo de los cuales, fue destinada a la casa de Pozuelo de Alarcón, donde desempeñó los cargos de Secretaria Consiliaria en 1932.

  En esta Comunidad también fueron visibles y admiradas sus hermosas virtudes, edificando a todas por su porte afable y religioso.

  En 1936, fue detenida por los revolucionarios en unión de Madre Aurelia y Sor Aurora. Según la familia que las albergaban fue Sor Daría, quien, al ser objeto de insultos y vejaciones al sospechar que eran Religiosas, afirmó: “Somos, en efecto, Religiosas; pueden hacer lo que quieran de nosotras, pero yo les suplico, que a esta familia no les hagan nada, pues, al vernos sin casa y autorizados por el Comité de Pozuelo, nos recibieron en la suya por caridad”.

  Sor Daría fue escogida para el martirio, que tuvo lugar probablemente en la noche del 6 al 7 de Diciembre de 1936 en Aravaca (Madrid).

Inserte username y contraseña